As Drás...

 Promesas



Deja todo a ...JESUS



"Un amigo es aquella persona en que dejas toda tu confianza,

 

el te la aprecia y no hace cosas para recibir algo a cambio.

Un amigo es el que te quiere, te apoya y siempre estará para ti" 




Las Promesas de Dios
Por  La Santa Biblia

"Debemos
confiar en la promesa de Dios. Debemos realizar nuestras ocupaciones creyendo que Dios cumplirá lo que ha prometido, y que recibiremos las bendiciones que hemos pedido en oración cuando más necesarias sean.

Todos nuestros ruegos llegan al corazón de Dios cuando acudimos a él creyendo. No tenemos fe suficiente. Deberíamos pensar en nuestro Padre celestial como más dispuesto a ayudarnos de lo que un padre terrenal está dispuesto a ayudar a su hijo"

...
A fin de conocerle
pág 233


Fortaleza



Job 42:2
Reconozco que todo lo puedes, y que ningún plan tuyo puede ser frustrado.

Isaías 40:31
Pero los que esperan al Eterno tendrán nuevas fuerzas, levantarán el vuelo como águilas; correrán, y no se cansarán; caminarán, y no se fatigarán.

Isaías 49:15
¿Puede una madre olvidar a su niño de pecho, para no compadecerse del hijo de sus entrañas? Aunque ella se olvide, yo nunca te olvidaré.

Isaías 58:11
El Eterno te guiará siempre, en las sequías te saciará, y fortalecerá tus huesos. Serás como huerta bien regada, como manantial inagotable.

Salmo 56:3-4
En el día en que temo, yo en ti confío. En Dios, cuya Palabra alabo, en Dios confío. No temeré. ¿Qué me puede hacer el mortal?

Salmo 118:5-6
En mi angustia invoqué al Eterno, y me respondió, y me libró. El Eterno está conmigo. No temeré. ¿Qué me puede hacer el hombre?

1 Corintios 10:13 No os ha venido ninguna tentación, sino humana. Pero Dios es fiel, y no os dejará ser tentados más de lo que podáis resistir.
Antes, junto con la tentación os dará también la salida, para que podáis soportar.

Filipenses 4:13 Todo lo puedo en Cristo que me fortalece.

Confianza



Números 23:19
Dios no es hombre, para que mienta, tu hijo de hombre para que se arrepienta. Cuando él dice algo, lo realiza. Cuando promete algo, lo cumple.

Eclesiastés 11:1
Echa tu pan sobre las aguas, y después de muchos días lo hallarás.

Salmo 37:3-4
Confía en el Eterno, y haz el bien; habita en la tierra y cultiva la fidelidad; deléitale en el Señor, y él te dará los deseos de tu corazón.

Salmo 42:5 ¿Por qué te abates, oh alma mía, y te turbas en mí? Espera a Dios, porque aún he de alabarlo. ¡Mi Salvador y mi Dios!


Hebreos 11:6 Sin fe es imposible agradar a Dios, porque el que se acerca a Dios, necesita creer que existe, y que recompensa a quien lo busca.


Obediencia



Deuteronomio 5:16
Honra a tu padre y a tu madre, como el Eterno tu Dios te ha mandado, para que sean prolongados tus días, y te vaya bien sobre la tierra que el Señor tu Dios te da.

Josué 1:8
El Libro de la Ley nunca se aparte de tu boca. Antes medita en él de día y de noche, para que guardes y cumplas todo lo que está escrito en él. Entonces prosperarás, y todo te saldrá bien.

Salmo 37:25Fui joven, y he envejecido, y no he visto justo desamparado, ni a sus hijos mendigar el pan.



Oración


Filipenses 4:6-7 Por nada estéis afanosos, sino presentad vuestros pedidos a Dios en oración, ruego y acción de gracias. Y la paz de Dios, que supera todo entendimiento, guardará vuestro corazón y vuestros pensamientos en Cristo Jesús.

Marcos 11:24
Por tanto, os digo que todo lo que pidáis en oración, creed que lo recibiréis, y os vendrá.


Mateo 18: 19-20 Además, os digo, que si dos de vosotros se ponen de acuerdo en la tierra, todo lo que pidan, les será hecho por mi Padre que está en los cielos. Porque donde están dos o tres reunidos en mi Nombre, allí estoy yo en medio de ellos.

1 Juan 5:14
Esta es la confianza que tenemos en él, que si pedimos algo conforme a su voluntad, él nos oye.

Mateo 6:6-7 Cuando tú ores,
entra en tu aposento, cierra tu puerta, y ora a tu Padre que está en secreto. Y tu padre que ve en secreto, te recompensará en público. Y al orar, no uses vanas repeticiones, como los gentiles, que piensan que por su palabrería serán oídos.

Job 8:5-7
Si tú de mañana buscas a Dios, y ruegas al Todopoderoso
, si eres limpio y recto, en seguida se despertará en tu favor, y restaurará tu merecido lugar.Y aunque tu principio haya sido pequeño, tu postrer estado será muy grande.

Juan 14:13-14
Y todo lo que pidáis al Padre en mi Nombre, eso haré, para que el Padre sea glorificado en el Hijo. Si algo pedís en mi Nombre, yo lo haré.


Amor de Dios



Lamentaciones 3:22-23 Gracias al gran amor del Eterno, no somos consumidos, porque su compasión nunca falta. Se renueva cada mañana, ¡grande es tu fidelidad!

Isaías 54:10 Porque los montes se moverán y los collados temblarán, pero mi constante amor no se apartará de ti,
ni mi pacto de paz se mudará" —dice el Eterno, el que tiene compasión de ti.

Salmo 33:18
Pero el ojo del Eterno está sobre los que lo veneran, sobre los que esperan en su constante amor, para librarlos de la muerte, y conservarlos con vida en el hambre.


   Recompensa




Isaías 25:8 El Eterno destruirá a la muerte para siempre, enjugará toda lágrima de todos los rostros, y quitará la afrenta de su pueblo de toda la tierra. El Eterno lo ha dicho.

Jeremías 33:3 Clama a mí, y te responderé,
y te enseñaré cosas grandes y ocultas, que tú no sabes.

1 Corintios 2:9
Antes, como está escrito: "Cosas que ojo no vio, ni oído oyó, ni han subido en corazón humano, son las que Dios ha preparado para los que le aman".

Juan 15:10
Si guardáis mis Mandamientos, permaneceréis en mi amor; como yo también he guardado los Mandamientos de mi Padre, y permanezco en su amor.

Hebreos 10:16-17
Este es el pacto que haré con ellos, después de aquellos días -dice el Señor-. Pondré mis leyes en sus corazones, y las grabaré en sus mentes. Y nunca más me acordaré de sus pecados y transgresiones.

Juan 6:40
Porque ésta es la voluntad de mi Padre: Que todo el que ve al Hijo, y cree en él, tenga vida eterna; y yo lo resucite en el último día.

Sustento

Dios lo dio todo por ti y por mi, a JESUS.

                  


Malaquías 3:10 "
Traed el diezmo íntegro al templo, y haya alimento en mi casa. Y pobadme en esto —dice el Eterno Todopoderoso—, a ver si no os abro las ventanas del cielo, y vacío sobre vosotros bendición hasta que sobreabunde.

Mateo 6:216
Mirad las aves del cielo,
que no siembran, ni siegan, ni juntan en graneros; y vuestro Padre celestial las alimenta. ¿No valéis vosotros mucho más que ellas?

Isaías 41:10
No temas, que yo estoy contigo.
No desmayes, que Yo Soy tu Dios que te fortalezco. Siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia.



 

 


 
Genealogía
de Jesucristo y la herencia recobrada
Stephen Borh


Genesis
1:1 En el principio creó Dios los cielos y la tierra.  


El Verbo hecho carne

San Juan


 1:1 En el principio era el Verbo, y el Verbo era con Dios, y el Verbo era Dios.  
1:2 Este era en el principio con Dios.  
1:3 Todas las cosas por él fueron hechas, y sin él nada de lo que ha sido hecho, fue hecho.  


COLOSENSES

  1:16 Porque en él fueron creadas todas las cosas, las que hay en los cielos y las que hay en la tierra, visibles e invisibles; sean tronos, sean dominios, sean principados, sean potestades; todo fue creado por medio de él y para él.  
1:17 Y él es antes de todas las cosas, y todas las cosas en él subsisten;  
1:18 y él es la cabeza del cuerpo que es la iglesia, él que es el principio, el primogénito de entre los muertos, para que en todo tenga la preeminencia;

San Juan

1:14 Y aquel Verbo fue hecho carne, y habitó entre nosotros (y vimos su gloria, gloria como del unigénito del Padre), lleno de gracia y de verdad

Hebreo

2:10 Porque convenía a aquel por cuya causa son todas las cosas, y por quien todas las cosas subsisten, que habiendo de llevar muchos hijos a la gloria, perfeccionase por aflicciones al autor de la salvación de ellos.  
2:11 Porque el que santifica y los que son santificados, de uno son todos; por lo cual no se avergüenza de llamarlos hermanos,  
2:12 diciendo:  
Anunciaré a mis hermanos tu nombre,  
En medio de la congregación te alabaré.


2:13 Y otra vez:  Yo confiaré en él.Y de nuevo:  He aquí, yo y los hijos que Dios me dio.

2:14 Así que, por cuanto los hijos participaron de carne y sangre, él también participó de lo mismo, para destruir por medio de la muerte al que tenía el imperio de la muerte, esto es, al diablo,  
2:15 y librar a todos los que por el temor de la muerte estaban durante toda la vida sujetos a servidumbre.  
2:16 Porque ciertamente no socorrió a los ángeles, sino que socorrió a la descendencia de Abraham.  
2:17 Por lo cual debía ser en todo semejante a sus hermanos, para venir a ser misericordioso y fiel sumo sacerdote en lo que a Dios se refiere, para expiar los pecados del pueblo.  
2:18 Pues en cuanto él mismo padeció siendo tentado, es poderoso para socorrer a los que son tentados.  

Primera Epístola Universal de
SAN PEDRO

1:18 sabiendo que fuisteis rescatados de vuestra vana manera de vivir, la cual recibisteis de vuestros padres, no con cosas corruptibles, como oro o plata,  
1:19 sino con la sangre preciosa de Cristo, como de un cordero sin mancha y sin contaminación,  
1:20 ya destinado desde antes de la fundación del mundo, pero manifestado en los postreros tiempos por amor de vosotros,  

ROMAnOS

8:1 Ahora, pues, ninguna condenación hay para los que están en Cristo Jesús, los que no andan conforme a la carne, sino conforme al Espíritu.  
8:2 Porque la ley del Espíritu de vida en Cristo Jesús me ha librado de la ley del pecado y de la muerte.  
8:3 Porque lo que era imposible para la ley, por cuanto era débil por la carne, Dios, enviando a su Hijo en semejanza de carne de pecado y a causa del pecado, condenó al pecado en la carne;  

El Santo Evangelio Según
SAN LUCAS

1:35 Respondiendo el ángel, le dijo: El Espritu Santo vendrá sobre ti, y el poder del Altísimo te cubrirá con su sombra; por lo cual también el Santo Ser que nacerá, será llamado Hijo de Dios.  

Primera Epístola a los
CORINTIOS
15:45 Así también está escrito: Fue hecho el primer hombre Adán alma viviente; el postrer Adán, espíritu vivificante.  

EL APOCALIPSIS
DE SAN JUAN

22:16 Yo Jesús he enviado mi ángel para daros testimonio de estas cosas en las iglesias. Yo soy la raíz y el linaje de David, la estrella resplandeciente de la mañana.  

EL EVANGELIO SEGÚN
SAN MATEO

Genealogía de Jesucristo
(Lc. 3. 23-38) 1:1 Libro de la genealogía de Jesucristo, hijo de David, hijo de Abraham.
San Juan

8:58 Jesús les dijo: De cierto, de cierto os digo: Antes que Abraham fuese, yo soy.


La Epístola del Apóstol San Pablo a los
GÁLATAS

4:4 Pero cuando vino el cumplimiento del tiempo, Dios envió a su Hijo, nacido de mujer y nacido bajo la ley,  
4:5 para que redimiese a los que estaban bajo la ley, a fin de que recibiésemos la adopción de hijos.  
4:6 Y por cuanto sois hijos, Dios envió a vuestros corazones el Espíritu de su Hijo, el cual clama: ¡Abba, Padre!  
4:7 Así que ya no eres esclavo, sino hijo; y si hijo, también heredero de Dios por medio de Cristo.

HEBREOS

2:10 Porque convenía a aquel por cuya causa son todas las cosas, y por quien todas las cosas subsisten, que habiendo de llevar muchos hijos a la gloria, perfeccionase por aflicciones al autor de la salvación de ellos.  
2:11 Porque el que santifica y los que son santificados, de uno son todos; por lo cual no se avergüenza de llamarlos hermanos,  
2:12 diciendo:  Anunciaré a mis hermanos tu nombre,  
En medio de la congregación te alabaré.
2:13 Y otra vez:  Yo confiaré en él. Y de nuevo:  
He aquí, yo y los hijos que Dios me dio.
2:14 Así que, por cuanto los hijos participaron de carne y sangre, él también participó de lo mismo, para destruir por medio de la muerte al que tenía el imperio de la muerte, esto es, al diablo,  
2:15 y librar a todos los que por el temor de la muerte estaban durante toda la vida sujetos a servidumbre.  
2:16 Porque ciertamente no socorrió a los ángeles, sino que socorrió a la descendencia de Abraham.  
2:17 Por lo cual debía ser en todo semejante a sus hermanos, para venir a ser misericordioso y fiel sumo sacerdote en lo que a Dios se refiere, para expiar los pecados del pueblo.  
2:18 Pues en cuanto él mismo padeció siendo tentado, es poderoso para socorrer a los que son tentados.  

ROMANOS

8:29 Porque a los que antes conoció, también los predestinó para que fuesen hechos conformes a la imagen de su Hijo, para que él sea el primogénito entre muchos hermanos.  

8:32 El que no escatimó ni a su propio Hijo, sino que lo entregó por todos nosotros, ¿cómo no nos dará también con él todas las cosas?  

La herencia recobrada
GÁLATAS

3:26 pues todos sois hijos de Dios por la fe en Cristo Jesús;  
3:27 porque todos los que habéis sido bautizados en Cristo, de Cristo estáis revestidos.  
3:28 Ya no hay judío ni griego; no hay esclavo ni libre; no hay varón ni mujer; porque todos vosotros sois uno en Cristo Jesús.  
3:29 Y si vosotros sois de Cristo, ciertamente linaje de Abraham sois, y herederos según la promesa.


EL EVANGELIO SEGÚN
SAN MATEO

5:5 Bienaventurados los mansos, porque ellos recibirán la tierra por heredad.


La Epístola del Apóstol San Pablo a los
GÁLATAS

4:7 Así que ya no eres esclavo, sino hijo; y si hijo, también heredero de Dios por medio de Cristo.

Jesús vino a redimir lo que se habia perdido.

Vea:
La Santa Biblia